Cómo arreglar una cremallera rota, atascada o a la que le falta un diente

Trucos caseros para arreglar una cremallera sin cambiarla

Andrea Hidalgo - 2019-02-08 12:33:00

Si abres tu armario verás innumerables prendas que contienen cremalleras: abrigos, chaquetas, pantalones, bolsos… Pues bien, como cualquier otro objeto que usamos mucho, las cremalleras también se estropean, se deterioran o se rompen.

Si tienes alguna prenda que ya no usas porque no sabes cómo arreglar una cremallera rota, sigue leyendo y descubre cómo solucionar el problema, ya sea que la cremallera se atasque, se haya roto el carro o el tirador o le falte algún diente.

Cómo arreglar el carro de la cremallera

arreglar una cremallera

El carro es el elemento de una cremallera que nos ayuda a abrochar y desabrochar una prenda,es lo que sube y baja ayudado de un tirador. Puede suceder que el tirador del carro se rompa o que el carro se salga de su riel. Pues bien, puedes arreglarlo tú mismo aunque no sepas coser, para ello:

- Elimina el tope superior metálico de la cremallera con unos alicates. Ya no podrás volver a ponerlo así que no te preocupes si se rompe en el proceso.

- Para engarzar el carro introdúcelo por la parte estrecha dejando la ancha mirando hacia arriba, al no haber tope, te será más sencillo.

- Cuando lo hayas logrado, tendrás que poner otro tope y apretarlo con los alicates.

La cremallera está atascada

Cuando la cremallera no corre bien y parece atascarse constantemente solo has de utilizar un elemento que seguro tienes en casa: un lapicero de grafito.

Frota la punta del lápiz a lo largo de los dientes y después intenta subir y bajar la cremallera, debería funcionar.

Si no lo hace, utiliza un lubricante, puedes usar desde bálsamo de labios a un poco de jabón en barra.

Los dientes de la cremallera no se cierran

Antes de nada, asegúrate de que no hay nada atascado en la cremallera, ya sea un trocito de la prenda o un poco de hilo.

Si no es el caso, comprueba los dientes de la cremallera, si alguno de ellos sobresaliera, utiliza un alicate para colocarlo en su lugar y lograr así que todos estén rectos.

También puede suceder que el carro se haya dado de sí, intenta cerrarlo un poco utilizando unos alicates para que atrape correctamente los dientes de la cremallera.

Se ha roto el tirador de la cremallera

Si no quieres liarte cambiando el carro entero, puedes utilizar un clip de plástico para sustituir al tirador roto. Es una solución sencilla para salir del apuro en tan solo unos segundos.

Se ha roto un diente de la cremallera

Si no quieres meterte en el lío de cambiar una cremallera entera porque ha perdido uno de los dientes, puedes poner en práctica una solución muy sencilla. Toma una aguja y trata de mover los dientes que están a uno y otro lado para empujarlos y que cubran el hueco vacío. 

Si tu cremallera sigue rota y has intentado poner en práctica todos los trucos caseros existentes, solo te queda reemplazar la cremallera por completo. Puedes intentarlo tú si eres un "manitas" o llevarlo a la tienda de arreglos ya que tendrás una nueva desde 5 euros.