Por qué la plancha de la ropa se pega, ¿cómo limpiar la plancha?

Consejos para limpiar la plancha cuando se pega a la ropa

Andrea Hidalgo - 2019-01-23 13:18:00 - Trucos caseros

Es posible que, tras un tiempo de uso, la base de la plancha acumule suciedad e impurezas. Y, un buen día, al comenzar a planchar, la plancha se ha quedado pegada a la ropa provocando una quemadura o incluso rotura. Te contamos por qué motivos la plancha de la ropa se pega y qué puedes hacer para limpiarla y dejarla como nueva.

La plancha de la ropa se pega, ¿por qué?

por qué la plancha se pega

Primero has de saber que, la plancha puede pegarse a la ropa por distintos motivos:

- Tiene una temperatura alta para el material de la ropa que vas a planchar: si tienes la plancha muy caliente y vas a planchar raso, seda, tul o encaje es posible que, en el mismo momento en que apoyes la plancha sobre la tela, esta se desintegre y queden trozos adheridos a la base de la plancha. No solo habrás estropeado la prenda, sino que además, si no tienes el cuidado de limpiarlos bien, afectará al planchar otras prendas que podrás manchar.

- La plancha se ha ido ensuciando a lo largo del tiempo y no se ha limpiado su base: a lo largo de planchados, la base tiene óxido o restos de alguna prenda quemada y hace que al planchar una prenda, se quede adherida a ella.

Cómo limpiar la plancha para que no se pegue a la ropa

Limpiar la plancha con sal

Extiende un trozo de papel de aluminio y vierte un poco de sal fina. Calienta la plancha ligeramente y plancha sobre la sal. No tengas miedo, no va a rayar la base de la plancha.

Jabón neutro para limpiar la plancha

Si la plancha no está muy sucia o para realizar una limpieza periódica puedes emplear una solución con agua y jabón. Limpia la base con una bayeta de fibra mojada en la solución, frota bien para dejar eliminar posibles restos y aclara perfectamente.

Con bicarbonato de sodio

Prepara una mezcla con bicarbonato de sodio y agua para que quede una especie de pasta. Aplica la pasta sobre la base de la plancha y deja reposar unas horas, después retira bien con agua tibia. La plancha quedará como nueva.

Con vinagre

Haz una mezcla con vinagre y sal en las mismas proporciones. Aplica con un trapo sobre la pasta, deja actuar unos minutos y, a continuación, frota bien esa solución para arrastrar la suciedad. Cuando ya esté limpia, elimina los restos con un trapo y agua tibia.

Limpiar la plancha con una vela

Frota una vela contra la base de la plancha para que se impregne de un poco de cera, calienta la plancha ligeramente, desenchufa y plancha sobre un papel de estraza, verás como desaparecen los restos de manchas de la plancha.

Pasta de dientes para limpiar la plancha

Aplica una pequeña cantidad de pasta de dientes en la base de la plancha y distribuye bien por toda la zona, enchufa la plancha y deja que el vapor salga mientras actúa la pasta de dientes. Desenchufa y, cuando esté frío, frota para eliminar la pasta de dientes y dejarla como nueva.