Cómo evitar que se congelen las cañerías de tu casa durante una ola de frío

Trucos para evitar que se hielen las tuberías de tu vivienda

Alba Caraballo - 2019-01-11 20:12:00

Aquellos que viven en casas cuyas tuberías están expuestas a la intemperie saben que durante una ola de frío, si no las protegen adecuadamente, pueden llegar a congelarse, interrumpiendo así el flujo de agua a la vivienda. Si tienes miedo que, durante un temporal o una ola de frío se congelen tus cañerías, toma nota de estos sencillos consejos que has de poner en práctica.

Trucos para evitar que se congelen las cañerías si hace mucho frío

cómo hacer que no se congelen las tuberías

Si vives en un chalet, una villa o una casa en un pueblo, es posible que tengas el suministro principal de agua de la vivienda en el exterior de la casa. Es una puerta que contiene la llave general, la que hace que el agua llegue a tu vivienda. Si se llegan a congelar, pueden ya no solo evitar que tengas agua dentro de tu vivienda, sino que incluso lleguen a explotar por lo que, conviene que tengas ciertos cuidados para que no se congelen.

Recubre las cañerías de material que las aísle del frío: puedes comprar gomaespuma del tamaño, hacerles un corte y colocarlo en los distintos tramos de cañería o incluso puedes poner simplemente papel de periódico para protegerlas. Una sencilla medida que hará que el agua que en ellas haya podido quedar, no se congele produciendo roturas y goteras.

Deja que el grifo gotee: puede que no te haga ninguna gracia malgastar agua, pero es más fácil pagar esa factura que arreglar el desperfecto que puede resultar en tus tuberías tras una ola de frío. Solo has de dejar un hijo de agua corriendo para lograr que al frío le resulte más difícil hacer su labor. 

Si vas a estar fuera de casa durante el invierno, es aconsejable que drenes las cañerías de agua para evitar que quede acumualda en su interior y, ante un temporal pueda congelarse. Corta también el suministro de agua por si hubiera alguna pequeña fuga.

Si tienes jardín, presta atención también a las mangueras y sistemas de riego, comprueba que no hay agua en su interior ya que, al congelarse, romperá la goma. También cuida el grifo exterior que provee agua para el riego y protégelo con gomaespuma.

Cómo descongelar una tubería que se ha congelado

Si has llegado tarde y no has puesto soluciones antes de la ola de frío es posible que, una mañana te levantes y, al abrir los grifos, ninguno funcione. Es posible que se hayan congelado, para evitar males mayores lo que has de hacer es:

- Comprueba que la zona del suministro de agua o las cañerías están en buen estado y no tienen ninguna rotura, si la tuvieran, habrás de llamar a un fontanero.

- Si no tienen ninguna rotura, comienza el proceso de descongelación, para ello habrás de enfocarte en la zona congelada, ve tocando con la mano hasta encontrar la zona más fría e intenta calentarla con una lámpara de calor, un calentador eléctrico o un secador de pelo. No intentes aplicar mucho calor a alta temperatura de golpe, hazlo poco a poco y a un poco de distancia para que la transición no sea brusca y no provoque daños en las tuberías.