Picadura de tábano: ¿qué síntomas provoca y cómo tratarla?

Cómo aliviar la picadura de un tábano con remedios caseros

Alba Caraballo - 2022-08-02 16:41:00 - Salud

Los tábanos son unos insectos de apariencia similar a las moscas, sin embargo, a diferencia de ellas se alimentan de sangre humana y su picadura puede ser realmente dolorosa e irritante. 

Conoce cómo son estos insectos, qué síntomas deja la picadura de tábano y qué medidas se pueden tomar después de una picadura para aliviar la molesta comezón.

Ver también: Cómo aliviar una picadura de mosquito

así es una picadura de tábano

Fíjate en la imagen superior. Muestra una picadura de tábano inmediatamente después de haber hundido su trompa en la piel. Como ves, ha dejado un agujero bastante prominente. Con el paso de las horas, la hendidura deja de ser tan evidente y deja una protuberancia que tarda días en desaparecer. Sin embargo, tan exhibición de mandíbulas en un insecto tan pequeño puede dejar una intensa molestia y escozor. 

¿Cómo es un tábano?

El tábano es un tipo de mosca y, de hecho, se parece mucho a ella externamente. Pertenece a la familia de los tabánidos y disponen de dos alas funcionales (las anteriores) para volar. Existen muy distintas especies de tábanos pero, en general,  las hembras disponen de un aparato bucal capaz de succionar la sangre de las víctimas de las que se alimentan, en general animales y personas. Y es que, al igual que el mosquito, los machos no son los que se alimentan de sangre, sino solo las hembras. La necesitan porque es rica en proteínas y la requieren para realizar sus funcione vitales. 

La picadura que deja es bastante más dolorosa y molesta que la del mosquito común. Esto se debe al hecho de que su trompa es bastante más grande y deja un agujero mayor en la piel para succionar la sangre. De hecho, su aparato bucal es tan fuerte que puede incluso atravesar la piel de los burros o los caballos. 

picadura de tábano

Ver también: Qué hacer ante una picadura de pulga

Suelen vivir cerca de lugares húmedos ya que requieren del agua para que sus larvas se desarrollen, como lagos, playas, ríos, campos de golf, etc. De hecho, pueden ser un verdadero incordio ya que no se ahuyentan tan fácilmente como otros insectos y vuelven una y otra vez. Otra de las curiosidades de los tábanos es que tienen una visión deficiente y se orientan por bultos y colores. A las hembras les atrae el color oscuro, por lo tanto, debes tenerlo en cuenta a la hora de vestirte si vas a una zona donde crees que puede haber este insecto.

Los tábanos no huyen rápidamente al ahuyentarlos como hacen los mosquitos, por lo que podrías encontrarlo adherido a tu piel, dándose un festín. Son más frecuentes en primavera y verano y prefieren picar en áreas del cuerpo que no tienen mucho vello.

boca del tábano

Síntomas de la picadura de tábano

Los tábanos pueden fastidiarnos una excursión a por el campo o en la playa, ya que su picadura suele ser muy dolorosa e incómoda. Y es que, al chupar la sangre de su víctima, la hembra inyecta una secreción bajo la piel que inhibe la coagulación de la sangre. Por ello, las picaduras de tábano suelen sangrar más que las de mosquito u otro insecto succionador de sangre.

Por lo tanto, si te ha picado un tábano es difícil que te pase desapercibido. Además del ligero sangrado, puedes reconocer la picadura por estos otros síntomas: 

- El tábano ha dejado un agujero en la piel fácilmente perceptible (como el que muestra la imagen superior).

- Dolor intenso durante la picadura y después.

- Enrojecimiento e inflamación de la zona afectada.

- Picazón en el área del picotazo.

En ocasiones, si la persona es alérgica, la picadura de tábano puede volverse potencialmente peligrosa. La reacción alérgica se desencadena por la saliva inyectada mientras la hembra se alimenta y ésta puede provocar un shock a la persona alérgica. Por lo tanto, puede experimentar dificultad para respirar e hinchazón severa. Si estos síntomas ocurren después de una picadura de tábano, se debe llamar a un médico de emergencia de inmediato para recibir tratamiento. En caso de que ya hayas sido diagnosticado, debes tener siempre a mano tu equipo de emergencia para las picaduras. 

Ver también: Qué hacer ante una picadura de avispa

Cómo aliviar la molestia de una picadura de tábano

como es un tábano

Si no muestras una reacción alérgica a la picadura, en cuyo caso, es preferible acudir a emergencias, sobre todo si falta la respiración o la persona entra en shock; puedes tratar las picaduras de tábano con remedios caseros:

- Lo primero que has de hacer es lavar y desinfectar la herida, e intenta no rascarte para no provocar más daño en la piel.

- El enfriamiento puede ser eficaz contra el dolor y la hinchazón, por lo tanto, puedes aplicar una banda de gel frío o hielo envuelto en un paño sobre la zona para aliviar la molestia. 

También puede ayudar aplicar calor. A partir de una temperatura de 40 grados, la proteína que el tábano inyecta en la piel se destruye y pierde su eficacia. Por lo tanto, puedes acercar una taza caliente de café, una cuchara caliente u otro elemento que esté a más de 40º y que sea tolerable para la piel sin riesgo a quemarnos.

Ver también: Qué hacer si me pica una garrapata

- Para que la picadura de tábano no se hinche de forma exagerada, has de aplicar estos remedios caseros o primeros auxilios de forma inmediata. Por lo tanto, busca cuanto antes hielo para que no se inflame demasiado.

- El aceite de árbol de té que utilizamos para tantas cosas, entre ellas ahuyentar piojos, también puede aliviar una picadura de tábano. Simplemente coloca unas gotas de aceite de árbol de té en el sitio de la punción y déjalo actuar para disminuir la comezón y prevenir la hinchazón. En cualquier caso, no lo apliques si has tenido sensibilidad previa a este aceite. 

- Una rodaja de pepino puede refrescar la zona y aliviar la agresiva picadura del tábano.

- Si ya has reaccionado a otras picaduras de forma exagerada, es posible que tu médico te haya recetado en algún momento una pomada con cortisona. De lo contrario, puedes acudir a una farmacia y dejarte aconsejar por el profesional en torno a un ungüento que pueda aliviar el dolor. Existen distintas cremas o ungüentos de la farmacia que pueden ayudar contra la picazón molesta después de una picadura de tábano. Te será útil si veraneas o paseas por zonas en las que sabes que hay tábanos.  

Resumen

Las hembras de los tábanos son moscas parásitas que se alimentan de sangre humana o animal. Con sus bocas afiladas, como cuchillos, abren una herida sangrante en la piel y se alimentan mientras inyectan su saliva. 

La picadura de tábano es especialmente dolorosa y puede dejar una reacción local con enrojecimiento e inflamación. La herida debe lavarse, desinfectarse y enfriarse. 

En cuanto al tratamiento farmacológico se encuentran disponibles geles, cremas o ungüentos con ingredientes antipruriginosos, antiinflamatorios y analgésicos. 

Si la inflamación es severa o tienes una reacción alérgica intensa, acude al médico para recibir un tratamiento más adecuado.