Por qué los ingleses conducen por la izquierda y tienen el volante a la derecha

La razón por la que los autos ingleses se manejan al revés

Alba Caraballo - 2018-08-19 17:37:00 - Ciencias

Antes de nada, has de saber que los británicos no son los únicos que conducen por la izquierda y tienen el volante a la derecha. Aunque Reino Unido e Irlanda son los primeros que se suelen citar, más de 50 países en el mundo tienen esta costumbre, entre ellos Japón, Nueva Zelanda, Sri Lanka, Sudáfrica, Indonesia, Chipre, Malta, Jamaica o Pakistán. Pero, ¿conoces la explicación a esta costumbre?

La razón por la que los ingleses conducen por la izquierda

los británicos circulan por la izquierda

Las primeras referencias que se conocen respecto a la costumbre de conducir por la izquierda se remontan a los antiguos romanos. En 1988 un grupo de arqueólogos descubrió una antigua calzada romana en la que los surcos indicaban que los carros y carretas circulaban por la izquierda.

Entre las primeras normas de circulación encontramos un decreto del papa Bonifacio VIII del año 1300 que ordenó que los peregrinos que se dirigían a Roma circularan por la izquierda.

En la Edad Media esta costumbre se extendió. Una época en la que no existían motores, volantes ni normas escritas de circulación, pero sí era común el desplazamiento en carros, caballos o carretas. Esta norma de viajar por la izquierda del camino por aquel entonces, tiene que ver con la forma en la que viajaban y lo arriesgado que era moverse por los caminos. Y es que, cuando allá por el medievo se trasladaban de un lado al otro por caminos de tierra, nunca sabían a quién se iban a encontrar a su paso.

En una oscura y peligrosa época, en la que los asesinatos, robos y luchas de espadas estaban a la orden del día, cualquiera que emprendiera un viaje debía dejar libre la mano con la que utilizaba la espada por si se cruzaba con un extraño con malas intenciones. Y, ya que la mayoría de las personas son diestras, esa era la mano que habían de dejar libre. De ahí que se circulara por la izquierda, y dejaran preparada la derecha para afrontar cualquier reto en el camino.

Otro dato curioso, ¿has estado alguna vez en un castillo medieval en Inglaterra? Quizás no te has percatado, pero las escaleras de caracol giran en sentido opuesto a las agujas del reloj a medida que se elevan. La razón volvemos a encontrarla en las constantes luchas medievales. Esto les permitía a los soldados defensores apuñalar alrededor del giro, pero los invasores, es decir, los que intentan subir las escaleras, no podrán hacerlo. De nuevo, se situaban a la izquierda.

Esta norma de circular por la izquierda, continuó hasta finales del siglo XVIII, en la época en la que en Estados Unidos y Canadá se popularizaron una especie de vagones tirados por varios caballos para transportar mercancías. Estos vagones no tenían asiento de conductor por lo que para dirigir el vehículo habían de sentarse en la parte posterior izquierda del caballo y dejar la derecha libre. Pero este sistema hacía difícil controlar el tráfico y en 1972 se aprobó una ley que ordenaba circular por la derecha.

Francia siguió su ejemplo el mismo año, fue el mismísimo Napoleón el que impuso la norma de circular por la derecha en todos los territorios franceses, que no eran pocos.

Volviendo a Inglaterra, en aquellas tierras, no había mucha demanda de este tipo de vagones tirados por caballos y los carros ingleses tenían un asiento que permitía controlar el tráfico y el carro. Eso sí, a medida que las carreteras fueron llenándose de carros en el siglo XVIII el tráfico fue complicándose y se promulgó una ley para que en todo el Puente de Londres el tráfico se mantuviera a la izquierda, y así evitar embotellamientos y colisiones.

En 1835 esta ley formó parte de la Ley de Autopistas y fue adoptada en todo el Imperio Británico, que al igual que el francés, no era escaso.

En el resto de Europa, poco a poco se fueron unificando las leyes viales para conducir a la derecha, los últimos hasta el momento en integrarse en esta costumbre fueron los suecos que lo hacen desde el 3 de septiembre de 1967 cuando todo el tráfico se detuvo durante 10 minutos para reiniciarlo conduciendo a la derecha.

Hoy en día, quedan algunos países en los que se conduce por la izquierda y el volante está a la derecha, muchos de ellos son islas.