Cómo limpiar una cazuela quemada con sencillos trucos caseros

5 sencillos remedios para eliminar la comida quemada de la olla

Andrea Hidalgo - 7 de enero de 2021 - Trucos caseros

A todo el mundo nos ha pasado alguna vez eso de sufrir algún despiste en la cocina. Olvidas por un momento que estás cociendo arroz, pasta o legumbres, el agua se evapora y? ¡horror! La comida se pega al fondo, se quema y no solo arruinas la receta del día, sino que la olla parece haber quedado inservible. Es posible que tengas que tirar la comida, pero la olla quedará impoluta con estos trucos caseros limpiar la cazuela quemada de forma fácil.

Vídeo tutorial: Limpiar una olla quemada

En este vídeo podrás ver cómo los restos de comida pegados al fondo de una cazuela desaparecen al poner en práctica unos útiles trucos de limpieza. Verás como queda como nueva, tú misma puedes aplicar estos trucos si también se te ha quedado pegada la comida a tu olla.

Cuando la cazuela se quema

Es bien cierto que no deberíamos despistarnos cuando cocinamos pero, desde una simple llamada telefónica a una pelea entre los niños, puede sacarnos de la cocina durante un rato, el suficiente como para que la comida que preparamos se queme.

En ocasiones el daño es mínimo y puedes limpiar los restos quemados frontando ligeramente. Pero, si ya has frotado, rascado y vuelta a frotar sin éxito, has de considerar otro enfoque para lograr limpiar tu cazuela quemada. Y este nuevo enfoque lo tienes también en la cocina, allí hay varios productos muy útiles para arrastrar los restos de comida quemados y pegados en el fondo de la cazuela:

1. Truco del bicarbonato de soda para limpiar cazuelas quemadas

Puedes aplicarlo de dos formas:

1. Elabora una pasta mezclando bicarbonato y agua, aplícalo en el fondo de la olla y pon la cazuela a calentar ligeramente. Después retira, frota y enjuaga.

2. Agrega dos cucharadas de bicarbonato de sodio al líquido que usas para lavar los platos y vierte un poco de esta mezcla a la cazuela. Deja que se ablande un rato y después y frota con un estropajo.

2. Sal de cocina para limpiar cazuelas

Moja la base de la cazuela y espolvorea sal, bien sal gorda o sal de mesa, sobre los alimentos quemados y pegados en el fondo. Deja que la sal actúe sola durante 10 minutos. Después solo habrás de frotar la cacerola con estropajo y enjuagar bien.

3. Vinagre y agua para limpiar ollas quemadas

Mezcla una parte de vinagre blanco con cuatro partes de agua y vierte este líquido en la cazuela. Enciende la cocina y deja que se caliente a fuego lento durante 5 minutos. Cuando se enfríe, limpia los restos con estropajo, verás como sale más fácilmente.

4. Enfría y limpia la cazuela quemada

Para eliminar los restos de comida pegados en el fondo de la olla con más facilidad, puedes dejar la cazuela en el congelador de 3 a 5 horas. Cuando lo saques podrás eliminar esos restos y fregar la cazuela con tu detergente habitual.

5. Agua caliente y detergente

Añade dos dedos de agua en la cazuela y vierte unas gotas de lavavajillas. Pon la cazuela en el fuego y lleva la mezcla a ebullición. Retira del fuego y deja que se enfríe, después frota con estropajo para eliminar los restos.

Cómo cuidar tus ollas metálicas

Ya sea que tu cazuela sea de hierro, aluminio o acero inoxidable has de realizar unos sencillos cuidados para que te dure mucho tiempo y no sufra con el paso del tiempo, para ello: 

- No utilices objetos metálicos o abrasivos que puedan dañar el fondo de tu olla, remueve preferiblemente con cucharones de madera o de silicona.

- Si tu cacerola es de hierro, evita dejarla en remojo mucho tiempo para que no se oxide.

- Tras lavarla, antes de guardarla en el armario, sécala correctamente para evitar que queden manchas o líquido que provoque su oxidación. 

- Los más expertos cocineros en wok, curan sus sartenes con un poco de aceite en la base, puedes darle una pasada con un paño para crear una capa protectora.