Cómo quitar la grasa del filtro de la campana de la cocina

Trucos para limpiar la campana extractora y eliminar toda la suciedad

Andrea Hidalgo - 2019-07-02 16:23:00 - Trucos caseros

Para que la campana de la cocina funcione correctamente, has de eliminar periódicamente la grasa y otra suciedad que se acumula sobre todo en el filtro de la campana. De lo contrario, no solo los humos y olores no se absorberán bien sino que además esos residuos grasientos pueden atraer, con el tiempo, a insectos.

Si te cuesta limpiar bien la campana de la cocina y tras fregar el filtro con jabón lavavajillas parece que todavía queda grasa incrustada, toma nota de estos trucos para quitar la grasa del filtro de la campaña de la cocina de forma eficaz.

¿Cada cuánto tiempo limpias la campana?

 limpiar el filtro de la campana

Seamos sinceros, ¿hace cuánto tiempo que no limpias el filtro de la campana extractora de la cocina? Es posible que ya ni te acuerdes, ¿no? Con la vida tan atareada que llevamos, estar pendiente de estos pequeños detalles no es fácil. Sin embargo, el filtro, como su nombre indica, sirve para filtrar toda la grasa y otra suciedad mientras cocinamos para que, a través de la campana solo salga el humo propio de la cocción. 

Puedes hacer la prueba, te retamos a que vayas ahora mismo a tu cocina y extraigas los filtros de la campana, ¿pasarían la prueba del algodón? Probablemente estén sucios y grasientos por lo que es hora de hacer algo para solucionarlo. 

Por qué es importante limpiar los filtros de la campana 

Lo correcto es limpiar los filtros de la campana extractora al menos una vez al mes, sobre todo si cocinas a diario, ¿por qué?

- La grasa que acumulan puede ser hacer que se prenda la campana en caso de que cocinando en la sartén salga una llamarada de fuego.

- Pueden caer gotas de grasa en los platos que cocinas.

- Esa suciedad puede atraer a insectos que pueden encontrar un estupendo lugar donde darse un festín.

- Si el filtro está lleno de grasa, tu campana no funcionará correctamente y tu cocina puede llenarse de humos.

4 trucos para limpiar la gras de la campana de la cocina

Existen distintas formas para limpiar el filtro de la campana extractora y eliminar fácilmente la grasa, te mostramos unos cuantos trucos para que escojas el que más te guste: 

1. Limpiar la campana con bicarbonato de sodio

- Utiliza el fregadero de tu cocina o una olla lo suficientemente grande como para acomodar dentro al menos la mitad de tu filtro de la campana. Llénalo con agua. 

- El agua ha de estar hirviendo y has de añadir en ella media taza de bicarbonato de sodio. Hazlo lentamente para que el bicarbonato comience a actuar a medida que se añade.

- Coloca el filtro de la campana dentro del agua hirviendo y deja que actúe durante unos minutos. Verás como la grasa comienza a subir a la superficie. 

- Dale la vuelta para que el otro lado del filtro también se limpie. Cuando termines, enjuaga el filtro de la campana con agua caliente del grifo. Cuando comienza a correr limpio, ya lo tienes. 

- Deja que seque bien al aire antes de volver a colocarlo en la campana

2. Elimina la grasa del filtro de tu campana con vinagre y lavavajillas

- Llena un par de cazuelas grandes con agua y ponlas a hervir. 

- Ahora añade un chorro de lavavajillas abundante, media taza de vinagre y una cucharada de bicarbonato.

- Deja que hierva durante 10 minutos y coloca sobre cada cazuela uno de los filtros (las campanas extractoras suelen tener dos). Así ayudarán a que la grasa vaya soltándose con los vapores que emanan de la cazuela.

Friégalos ahora en el fregadero con lavavajillas, estropajo y un chorro de vinagre. Hazlo con agua caliente ya que es el truco más eficaz para acabar con la grasa.

3. Lavavajillas + sal + bicarbonato de sodio para limpiar los filtros de la campana

Este proceso es más sencillo ya que no herviremos agua. Directamente en el fregadero podrás eliminar la grasa frotado con un estropajo impregnado en lavavajillas, un par de cucharadas de sal y un puñado de bicarbonato de sodio. 

Si ves que tu estropajo no arrastra bien la grasa, puedes usar un cepillo, en pocos minutos verás como tu filtro vuelve a brillar. 

4. Un truco fácil y sin esfuerzo: lava los filtros de la campana en el lavavajillas

Si no tienes mucho tiempo para dedicarle a la limpieza de tu hogar, puedes recurrir al truco del lavavajillas. Basta con meter los filtros de tu campana en un programa con agua bien caliente y verás como salen brillantes y libres de grasa sin que hayas dedicado un solo segundo a fregarlos.

Es un elemento que puede perfectamente soportar un lavado en el lavavajillas sin deteriorarse.

Conclusión

Muchas personas ni siquiera conocen que su campana tiene filtros y otras, olvidan lavarlos periódicamente por lo que cada vez la capa de grasa que acumulan es mayor y más difícil de eliminar.

Echa un vistazo a tus filtros e intenta limpiarlos al menos una vez al mes ya que será más fácil quitar los restos de grasa que tienen incrustada. 

El resto de la campana puedes limpiarla con un producto desengrasante para así, rematar la limpieza de tu cocina.