Qué ventajas y desventajas tienen los campamentos de inglés en el propio país

Lo bueno y lo malo de participar en un campamento de inmersión lingüística

Ernesto Díaz - 24 de septiembre de 2019 - Educación

Por más auge que han tenido idiomas como el chino, el alemán o el ruso; el inglés sigue siendo, en la mayoría de sistemas educativos occidentales no angloparlantes, el idioma principal a aprender por los estudiantes.

Por este motivo, a los padres nos preocupa que nuestros hijos tengan un buen nivel de inglés e intentamos que sean capaces de entenderlo y hablarlo a un nivel sino bilingüe, al menos que se le parezca. Para ello recurrimos a soluciones como la inmersión en el idioma que se realiza al hacer un curso en el extranjero o en el propio país. Este segundo caso es el que nos ocupa, ahondamos en las ventajas y desventajas de los campamentos de inglés en el propio país. 

Inmersión lingüística en inglés para aprender el idioma


Los niños comienzan cada vez a edades más tempranas a aprender inglés, ya incluso desde la educación infantil. Y es que, es un idioma que les servirá de mucho en el futuro, ya que en muchos trabajos el requisito de manejar el idioma es indispensable, incluso aunque no se vaya a utilizar nunca. 

Sin embargo, a no ser que el niño estudie en un colegio bilingüe, el inglés que se aprende en el colegio necesita de un refuerzo para poder manejarlo a un nivel óptimo. Esta es la razón por la que muchos padres apuntan a sus hijos a academias, contratan a profesores particulares, participan en campamentos de idiomas o estudian en el extranjero. 

Y es que, una de las mejores formas de aprender el idioma es realizar una inmersión de lleno en él, es decir, estudiar en un país angloparlante, ya sea durante un curso escolar, o durante un verano. Este tipo de aprendizaje supera con creces los resultados que se pueden obtener en una academia o en el mismo colegio. En definitiva, se aprende el doble en la mitad de tiempo. 

Sin embargo, estudiar en el extranjero es una oportunidad no pueden tenerla todos los estudiantes debido al alto coste que supone esta actividad. Pero, hay una opción a medio camino entre el curso en el extranjero y la academia de idiomas, y es el campamento de inglés.

En qué consisten los campamentos de inglés

Los campamentos de inglés suelen realizarse en el propio país y tienen una oferta variada adaptada a cada necesidad: campamentos de inmersión lingüística en inglés para fines de semanas, urbanos, estancias de verano, de una semana, quince días, etc.

Aunque algunos campamentos de inglés no requieren que el niño duerma allí, la verdadera esencia del campamento es realizar una inmersión en inglés durante varios días, realizando una estancia integral en el campamento. 

Por lo tanto, durante los días contratados, los chicos y chicas dispondrán de: 

- Habitación individual o compartida.

- Pensión completa.

- Clases colectivas de inglés a cargo de profesores nativos o bilingües.

- Actividades en inglés. 

- Los alumnos realizan una inmersión lingüística para ampliar y mejorar sus conocimientos del idioma.

Cuáles son las ventajas de los campamentos de inglés

1. La principal ventaja es la inmersión en el idioma, es decir, durante todo el día, se les hablará en inglés, y ellos habrán de responder en este idioma, tal y como si estuvieran en un país angloparlante. De esta forma, mejoran su capacidad de entendimiento del idioma, y se sueltan a hablarlo, algo que no se suele realizar en las clases del colegio. 

2. Los profesores que tienen los alumnos suelen ser nativos, una ventaja ya que, aunque muchos profesores de inglés tienen un nivel bilingüe, otros no. Y es que, aunque lo ideal para para ser profesor de inglés es tener un nivel C1 o superior, lo mínimo exigido es un nivel B2 (FCE First Certificate in English). Este nivel está muy por debajo de lo que puede aportar un profesor nativo. 

3. Los niños se dividen por niveles y trabajan en grupos pequeños con el profesor, lo que ayuda a que no haya niños que estén en grupos por debajo de sus capacidades u otros se frustren porque encuentran el nivel muy alto. 

3. Cuando los chavales ven que sus compañeros hablan inglés o al menos lo intentan, van perdiendo el miedo o la timidez de hacerlo e intentan ponerse al nivel de sus amigos. 

4. Si el niño se lo toma en serio, se pueden lograr grandes avances en el idioma y una mejora sustancial del conocimiento que tiene del idioma.

Desventajas del campamento en inglés

1. Al realizarse en el propio país, los chicos y chicas conviven con castellanoparlantes, lo que les lleva a hablar en español cuando no están en clase. Es complicado lograr que los estudiantes sigan hablando en inglés cuando no están realizando actividades propias del campamento. 

2. Si en el campamento los profesores no son nativos, es más que probable que hablen en español en distintas ocasiones a los chavales, sobre todo, cuando ven que su nivel de inglés es muy bajo, por lo tanto, no están realizando una verdadera inmersión.

3. El campamento tiene una duración limitada, en una semana o quince días se trabaja para ?abrir el oído? de los niños y para empujarles a que se suelten a hablarlo pero, si una vez terminado el campamento no se potencian y fomentan las habilidades adquiridas, no habrá merecido la pena el gasto realizado. 

4. Si el niño no quiere ir al campamento de inglés y le obligamos a hacerlo, no sacará partido ni aprovechará realmente su estancia. Es importante que el niño llegue motivado y convencido de que es una excelente oportunidad y una buena experiencia para él. 

5. Si no miras con detenimiento y te informas bien sobre el tipo de campamento y cómo está organizado el trabajo para aprender inglés, puedes llevarte la sorpresa al termina que, tu hijo se lo ha pasado como nunca, pero no ha aprendido nada de inglés. Y es que, como en todos los negocios, hay empresas que se toman muy en serio que los chavales puedan subir un escalón en sus conocimientos del inglés, mientras que en otras, la parte educativa es más laxa.