¿Cómo es un adulto con TDAH? Déficit de atención e hiperactividad en la vida adulta

TDAH en adultos: causas, síntomas, diagnóstico y tratamiento

Alba Caraballo - 2019-03-20 10:57:00 - Psicología

Se suele creer que el trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) afecta principalmente a niños y a adolescentes, sin embargo, varios estudios afirman que el trastorno no desaparece en la edad adulta.

Si bien muchos adultos controlan los síntomas y pueden gestionar sus impulsos y su atención para obtener resultados óptimos en su vida diaria, en otros persisten de forma notorias características como la falta de control de los impulsos, la hiperactividad y la falta de concentración durante largos períodos de tiempo. Así son los adultos con TDAH.

Índice de contenidos

1. Síntomas de TDAH en adultos

2. Causas del TDAH

3. ¿Cómo son los adultos TDAH?

4. El adulto TDAH necesita un diagnóstico para serlo

5. Cómo se diagnostica el TDAH en adultos

6. Cómo se trata el TDAH en adultos

1. Síntomas de TDAH en adultos

Adulto con TDAH

A pesar que solo un psicólogo o un neurólogo puede diagnosticar un trastorno por déficit de atención e hiperactividad, algunos síntomas pueden ser indicio de esta condición:

- Dificultad para seguir directrices.

- Problemas para recordar una información dada.

- Falta de atención y concentración.

- Dificultad para organizar tareas así como para iniciarlas y terminarlas.

- Impulsividad e irreflexión.

- Problemas para controlar la ira.

- Problemas en el trabajo.

- Hiperactividad.

- Tardanza a la hora de realizar tareas u olvido de las mismas.

- Ansiedad y depresión.

- Baja tolerancia a la frustración.

- Baja autoestima.

- No logró acabar los estudios y ha abandonado más de una inquietud o hobbie.

Esto no significa que un adulto TDAH sea incapaz de realizar tareas, cuando realmente se sienten interesados y motivados por lo que están haciendo, sus resultados son excelentes. El problema viene cuando han de concentrarse en algo que no les entusiasma tanto, la dificultad a la que se enfrentan es superior a la de una persona que no padece TDAH.

Sin embargo, no hay dos personas TDAH iguales, algunas son sociables y otras introvertidas, algunas intentan buscar la motivación para poder afrontar sus rutinas y otras son incapaces, algunas son más proclives a abusar de sustancias y otras logran evitar ese peligro.

Lo que sí es cierto es que, su forma de proceder puede causarles problemas en diferentes ámbitos, desde el trabajo al hogar. Por lo tanto, detectar el problema y aprender a manejarlo es esencial para que puedan adaptarse y llevar una vida totalmente normal e incluso exitosa.

2. Causas del TDAH

Hoy en día se piensa que en el trastorno por déficit de atención e hiperactividad existe un importante componente genético. Tanto es así que, la mitad de los padres que tuvieron este trastorno, tienen un hijo TDAH y, es posible, que si un padre o madre TDAH tiene varios hijos, más de uno esté diagnosticado.

Además de la genética, otros informes alertan sobre la incidencia de este trastorno en niños que estuvieron expuestos a determinados medicamentos, recién nacidos que no recibieron suficiente oxígeno durante el parto, madres fumadora durante el embarazo, exposición a la contaminación medioambienteal o niños con lesiones cerebrales.

3. ¿Cómo son los adultos TDAH?

Adulto con falta de concentración

Mientras que para un adulto sin TDAH concentrarse en un ambiente tranquilo y libre de ruidos es relativamente fácil, para un adulto con TDAH, incluso el ambiente más calmado puede presentar distracciones que le impidan poner toda la atención. Cualquier estímulo, por pequeño que parezca, puede captar su atención por lo que, pueden tener problemas a la hora de enfocarse en una tarea de principio a fin.

Sin embargo, mientras que en un niño los síntomas de distracción pueden ser más notorios y padres, educadores y profesores tienen dificultades para mantener la atención del niño en cualquier tarea, la falta de concentración en adultos TDAH es más sutil. Los adultos tienen más mecanismos y capacidades que un niño, sin embargo, las tareas que han de realizar también son más delicadas por lo que, el resultado de la falta de atención suele ser igual de delicado.

Adulto con hiperactividad

Cuando el TDAH se inicia en la infancia, continúa en la adolescencia y persiste en la edad adulta, el síntoma más notorio es la hiperactividad, la inquietud y el comportamiento impulsivo. Son adultos a los que les cuesta planificar, organizar, empezar y acabar, llevar finanzas o incluso tener un autocontrol de las emociones.

Estos condicionantes pueden complicar las relaciones con los demás, ya sean compañeros de trabajo, amistades o seres queridos. Su forma de reaccionar e interactuar suele causar un deterioro de las relaciones y un distanciamiento de aquellos que una vez estuvieron cerca.

Incluso los adultos con TDAH pueden presentar problemas laborales ya que, en entornos donde se requiere una atención sostenida y un cálculo de la situación para tomar decisiones, se evidencia su impulsividad y falta de atención lo que les lleva a cometer fallos.

4. El adulto TDAH necesita un diagnóstico para serlo

Un adulto nervioso, al que le cuesta concentrarse en ocasiones y toma decisiones precipitadas no tiene por qué tener trastorno por déficit de atención e hiperactividad.

Uno no debe autodiagnosticarse ni escudarse en las siglas TDAH para actuar frente a los demás de forma desorganizada e impetuosa.

Si eres adulto y sospechas que puedes tener TDAH y no fuiste diagnosticado de niño, es necesario que acudas al psicólogo o al neurólogo para que verifique o descarte este hecho. De esta forma, en caso de ser diagnosticado podrás conocer las pautas conductuales y, en caso de necesitarse, farmacológicas, que pueden mejorar sensiblemente esa irreflexión, impulsividad, falta de atención e hiperactividad.

5. Cómo se diagnostica el TDAH en adultos

Ante la sospecha, habrás de buscar ayuda psicológica que pueda realizar un diagnóstico. Tu médico:

- Pedirá un análisis de sangre y físico para descartar otras patologías que pueden interferir o confundir los síntomas.

- Realizará una serie de pruebas psicológicas que evidencien el trastorno.

- Indagará en la historia familiar para conocer los antecedentes.

Los expertos nos dicen que el TDAH no surge sin más en la vida adulta, el adulto que sufre este trastorno ha sido un niño con déficit de atención y/o hiperactividad. Por lo tanto, es posible que se analice la historia del paciente.

6. ¿Cómo se trata el TDAH en adultos?

El neurólogo trazará un plan de acción con el paciente que puede incluir:

Terapia conductual: se trata de mejorar la autoestima, bastante tocada en personas con TDAH, entrenamiento para manejar el estrés, planificación para establecer metas y formas de conseguir organizar tareas.

Apoyo familiar: la familia y seres queridos necesitan conocer y entender el TDAH por lo que suelen acudir también a terapia para conocer de qué manera pueden ayudar.

Medicamentos: se les ofrece estimulantes para mejorar su capacidad de concentración.