Cuáles son los síntomas del hipotiroidismo

Qué es el hipotiroidismo y qué señales indican una afección en la tiroides

Alba Caraballo - 7 de agosto de 2019 - Salud

El hipotiroidismo es una afección que se produce cuando existe una producción anormal de hormonas en la glándula tiroides, en concreto, por unos niveles bajos de hormona tiroidea

Cuando esto sucede, el cuerpo reacciona ya que la tiroides influye en el metabolismo de las células. Conoce cuáles son los síntomas del hipotiroidismo, te ayudará para ponerte sobre la pista sobre si estás sufriendo este trastorno.

¿Para qué sirve la glándula tiroides?

La tiroides es una glándula que se encuentra en la parte delantera del cuello, ante la tráquea. Tiene forma de mariposa, es de color rojizo y está llena de vasos sanguíneos. 

Su función principal es la de secretar hormonas, conocidas como hormonas tiroidea que influyen en el metabolismo de las células. En definitiva, la hormona tiroidea es responsable de coordinar la energía, el crecimiento y el metabolismo en el cuerpo.

Las mujeres suelen sufrir más trastornos relacionados con la tiroides que los hombres y, aunque los niños también pueden sufrir problemas de tiroides les afecta de forma distinta. 

Los problemas vienen cuando los niveles de esta hormona están demasiado altos o demasiado bajos. Así, el hipotiroidismo sucede cuando hay niveles bajos y el hipertiroidismo cuando hay niveles altos de hormona tiroidea. 

¿Qué es el hipotiroidismo? 

Cuando la glándula tiroides no puede liberar la cantidad necesaria de hormona tiroidea se produce el hipotiroidismo o tiroides baja. 

La síntesis de las hormonas tiroideas está regulada por la TSH que se secreta en la hipófisis y sirve para regular el metabolismo del organismo. Cuando no hay suficientes hormonas, la secreción de TSH aumenta para lograr que la tiroides trabaje más y recupere el nivel óptimo de hormonas

Esta condición médica puede causa una serie de patologías y síntomas diversos.

Síntomas del hipotiroidismo

Aunque es un análisis de sangre la prueba diagnóstica que puede concretar que sufres un problema de tiroides, hay algunos síntomas del hipotiroidismo que puede ponerte sobre la pista: 

Cansancio generalizado

Es uno de los síntomas más frecuentes y comunes. Y es que la hormona tiroidea controla la energía del cuerpo. Por lo tanto un nivel bajo de hormonas hace que las personas con hipotiroidismo noten que les falta energía, se sienten agotadas física y mentalmente, sin causa aparente que lo justifique. 

Incluso durmiendo bien durante la noche, es común sentirse somnoliento y con ganas de dormir. 

Debilidad en músculos y articulaciones

Cuando los niveles de tiroides están bajos, el cuerpo descompone los tejidos corporales para obtener energía, es un proceso conocido como catabolismo. Así, disminuye la fuerza muscular y provoca dolor y debilidad muscular. Si sientes un dolor muscular y articular que no responde a la actividad física o a alguna dolencia que conozcas, conviene que consultes con tu médico. 

Bocio e hipotiroidismo

En muchos casos de hipotiroidismo se produce una inflamación de la glándula tiroides que implica la aparición de un bulto en el cuello. Esta inflamación puede causar problemas para hablar, tragar o incluso respirar. 

Hipotiroidismo y aumento de peso

Ante un nivel bajo de hormona tiroidea el cuerpo ha de adaptarse a ello, ¿cómo? No quema calorías por lo que el cuerpo tiende a almacenarlas. No solo una persona con hipotiroidismo se mueve menos por el cansancio que siente, lo que contribuye a aumentar de peso, sino que disminuye también la cantidad de energía que se consume en reposo. 

Por lo tanto, se suele dar una ganancia de kilos significativa que, no suele estar asociada a llevar una mala dieta o a haber aumentado la ingesta de grasas. Un aumento de kilos no justificado puede ponerte sobre la pista, es uno de los síntomas del hipotiroidismo. 

Síntomas del hipotiroidismo: sensación de frío

Los bajos niveles de hormona tiroidea hacen que tengas una sensación de frío mayor que aquellos que te rodean. Se da una mayor sensibilidad a la temperatura ambiente, sintiendo la necesidad de abrigarse incluso no haciendo mucho frío. Y es que la hormona tiroidea baja, ralentiza la producción de calor normal del cuerpo. 

Caída del pelo e hipotiroidismo

La hormona tiroidea, entre otras funciones, regula la actividad en los folículos pilosos haciendo que paren de regenerarse. De esta manera, se suele dar una pérdida no justificada de cabello, debilidad en el pelo y falta de grosor en el mismo. 

Estreñimiento

Una tiroides baja, afecta también a la función del colon, de esta forma, muchos paciente con hipotiroidismo relatan sentirse más estreñidos que de costumbre. Sin embargo, este síntoma no suele aparecer solo ni suele ser el más grave. 

Cambios en el ciclo menstrual

La tiroides baja afecta también al periodo menstrual. Muchas mujeres refieren tener reglas irregulares con un sangrado abundante. La hormona tiroidea interactúa con otras hormonas que controlan el ciclo menstrual, y niveles anormales pueden interrumpir sus señales. Además, la hormona tiroidea afecta directamente a los ovarios y el útero.

Hipotiroidismo y picazón en la piel

Las células de la piel, en constante regeneración, también son sensibles a los niveles de la hormona tiroidea. De esta forma, se rompe el ciclo de renovación de la piel que, va a cumulando daños y se vuelve seca y escamosa. Además, esto provoca picazón en la piel, enrojecimiento e incluso hinchazón.  Sin embargo, la piel seca por sí misma, no es causa de hipotiroidismo, pero sí es un síntoma tener la piel roja e hinchada.

Cambios emocionales e hipotiroidismo

Los estudios demuestran que más de la mitad de las mujeres y la mitad de los hombres con hipotiroidismo, tienen sentimientos de tristeza, ansiedad e incluso depresión. 

Aunque no se conocen bien las causas emocionales en este proceso, se cree que puede estar asociado a la disminución general de energía y a los problemas de salud asociados a la enfermedad. 

Falta de concentración y problemas de memoria

Muchos pacientes aquejados de hipotiroidismo relatan sentirse confusos, inatentos y con problemas de memoria. 

Sienten una mayor dificultad para mantener el nivel de concentración y para realizar actividades que requieran una atención sostenida. Este síntoma, por sí solo es difícil de que sea susceptible de llevar a un diagnóstico de hipotiroidismo pero, si notas un problema de este tipo repentino o agudo, debes consultar a tu médico.

Cómo se diagnostica el hipotiroidismo

Si tienes uno o varios de estos síntomas, conviene que consultes con tu médico estas patologías para que pueda verificar tu enfermedad. Para ello te realizarán un análisis de sangre para verificar el nivel de la tiroides en suero (TSH), el T4 y los anticuerpos antitiroideos.

Además, una palpación o un examen visual podrá diagnosticar la presencia de bocio, una hinchazón en el cuello. 

En cuanto al tratamiento del hipotiroidismo pasa por realizar una terapia de reemplazo para reponer la hormona tiroidea T4 y suele ser de por vida. Cuánto antes se detecte y diagnostique la enfermedad, más fácil resultará el tratamiento y la recuperación del paciente.